miércoles, 12 de noviembre de 2014

La increíble anécdota entre Diego Rivera y Mr. Rockefeller

El Mural del "30 Rock"


Este mural en si ....ya es bastante extraño. Pero lo que les voy a comentar sobre él, lo hará aún mas interesante.

El Rockefeller Center, es un centro de negocios que comenzó en 1920, cuando el magnate del petróleo John D. Rockefeller (1839-1937) decidió construir un complejo de edificios en el Midtown Manhattan, de paso, su barrio. En aquella época, residía en la Calle 54, y quería impulsar el distrito mediante el desarrollo de nuevas actividades económicas. Rockefeller decidió invertir parte de su fortuna en proyectos inmobiliarios, como ya lo había hecho en la financiación de la construcción de la iglesia de Riverside, en Morningside Heights, D. Rockefeller decidió que el Rockefeller Center incluyera un teatro de ópera y sus edificios complementarios.


Jhon Davidson Rockefeller

El lugar escogido para la construcción del Rockefeller Center pertenecía desde 1814 a la Universidad de Columbia. La zona estaba edificada por aquel entonces con viviendas que se encontraban en alquiler. John Davison Rockefeller, el padre del proyecto, cambió su mente después de la Gran Depresión de 1929,  para obtener un arrendamiento más favorable, causaron que Rockefeller se decida por el proyecto; lamentablemente falleció antes de concluir su proyecto, ya que la obra se concluyó en 1937, después de su muerte. Por tanto, fue su hijo y sucesor, John Davison Rockefeller Jr. (1874-1960), quien desarrolló el proyecto entre 1929 y 1940. Tomó cargo de la realización del complejo como único dueño.


El 30 Rock


El edificio principal del complejo, fue sede de General Electric  -GE-, la compañía mas grande del mundo, y construido en 1933 por Raymond Hood, un arquitecto famoso de art decó, quien dirigió un equipo de arquitectos . Fue nombrado el Edificio Radio Corporation of America RCA por su inquilino principal. 


En su construcción


Tiene el honor de ser el primer edificio en ser construido con los ascensores agrupados en el núcleo central. Durante la construcción, el fotógrafo Charles Clyde Ebbets tomó la fotografía famosa Lunch atop a Skyscraper ("Almuerzo sobre un rascacielos") en el piso 69. La National Broadcasting Company, NBC,  también tiene actualmente en su espacio a  la General Electric.

Almuerzo en un rascacielos

La oficina de la familia Rockefeller ocupó la sala 6500 en el piso 56. Este espacio es actualmente ocupado por Rockefeller Family & Associates, abarcando la área entre el piso 54 y el piso 56. En 1985, el edificio oficialmente adquirió su estado como un monumento nacional y fue renombrado como el Edificio GE en 1988, dos años después de la re-adquisición de RCA por GE.



Leyenda en el "30 ROCK"

Pues bien, resulta que el mexicano Diego Rivera era uno de los pintores mas famosos de la época y a este John D. Rockefeller, le encarga pintar el mural para el lobby del Edificio.

El muralista mexicano, pintaría un mural gigante para decorar el gigantesco vestíbulo del Rockefeller Center, que acababa de erigirse en Nueva York. La pretensión de Rockefeller era que los visitantes hicieran un alto en el camino y se detuvieran a pensar; el indómito Rivera creó ‘El hombre en el cruce de caminos’ un mural lleno de simbolismo. Lo incomprensible del hecho , es que Rivera incluiyó rasgos comunistas,  en el que aparecían Trotsky, Lenin y el mismísimo Marx, en la entrada del cuartel general uno de los mayores iconos del capitalismo. 


Diego Rivera

Rockefeller al verlo , previo a la inauguración, intentó que Rivera reemplazara la cara de Lenin por la de un trabajador anónimo, pero el pintor se negó, indicando que preferiría no cobrar el pago , antes que retirar o modificar su idea original.


El mural fue finalizado el 22 de mayo de 1933, y presenciado en el dia de la inauguración del edificio emblemático; luego fue inmediatamente cubierto por una lona y ocho meses después, a principios de 1934, Rockefeller ordenó a los obreros que destruyeran el mural, una acción que fue calificada como “vandalismo cultural” por el mexicano.

Por fortuna, un asistente de Rivera había fotografiado el proceso de elaboración del mural, y Rivera pudo usar las imágenes para repintar la obra, aunque a mejor tamaño, en el Palacio de Bellas Artes de México DF, donde fue renombrado como ‘El hombre, controlador del Universo’.

Ahora el controvertido mural de Rivera, así como otros cuatro ciclópeos frescos del pintor, podrán verse de nuevo en Nueva York, concretamente en el MOMA, (Museo deArte Metropolitano d e Nueva York) que ha reunido la obra del artista en la exposición ‘Diego Rivera: Murales para el Museo de Arte Moderno’.

Vaya artista...

Un abrazo.